‘Agotamiento Emocional en los profesionales’ Dra. Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

Agotamiento Emocional en los profesionales’

Agotados e ilusionados, y por este orden, es como se  sienten en estas fechas los pacientes que vienen a nuestras consultas de psicoterapia psicoanalítica. 

Nos hablan de las oportunidades de ocio para estos días pero también en algunos casos nos hacen participe  de su preocupación de no ser capaz de desconectarse de su trabajo. Esta actitud expectante capta nuestra atención y también nuestro interés.

El periodo estival marca el fin de la anualidad  laboral. Lógico, normal y natural es sentirse agotado tras un año marcado de encuentros y desencuentros y también lo es sentirse ilusionado  ante la perspectiva de disfrutar por fin de unas soñadas y añoradas vacaciones, un deseo presente en todos nosotros. 

El problema surge cuando nosotros los médicos, detectamos ese estado de sobrecarga, de saturación, de sentirse rebasado por los acontecimientos,  cómo algo irregular y patológico, y lo diagnosticamos y etiquetamos como pródromos del Síndrome del Profesional quemado / Desgaste profesional/ Síndrome de Burnout

 

Para seguir leyendo, pinchar enlace

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_de_la_a6_n192/4

 

“El hogar, la Zona Cero de la Afectividad” Dra. Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

El hogar, la Zona Cero de la Afectividad

“La casa se convierte en un familiar más. Permanente, solido, estable y querido. Todo aquello que marca emocionalmente a la familia se vive dentro de la casa: nacimientos, celebraciones, enfermedades e incluso fallecimiento y velatorios” (Vicente Sánchez Velasco)
Dibujar una casa es un patrón de conducta simple y común en la etapa infantil, ya entonces de forma impulsiva y poco consciente se quiere plasmar un deseo preferente cuando uno se hace adulto.
Disponer de una vivienda es una de las necesidades a satisfacer por el ser humano y un derecho imprescindible en toda sociedad que promulgue el desarrollo. La idea y razonamiento de que la vivienda es el sustento del hogar es común en todos nosotros.
Soñar con la casa ideal es lo que permite dar palabra al pensamiento para imaginar y materializar un espacio donde cubrir las necesidades de pertenencia, libertar y seguridad.
La casa no solo es un espacio físico, bien inmueble cerrado, que permite resguardarse de las inclemencias meteorológicas, sino que también es la Zona Cero de la Afectividad a la hora de experimentar contratiempos emocionales. Es el vestidor donde la persona se despoja de su ego social, satisfacciones e insatisfacciones, con intención de dar salida a su verdadero ser.
El hogar representa el refugio de nuestros sueños y el lugar de tranquilidad al que todos deseamos llegar después de una larga jornada. Una realidad de satisfacción personal donde nos sentimos libres y cómodos para ser como somos y hacer aquello que deseamos. El espacio que ofrece asilo cuando estamos cansados, enfermos, desanimados o decepcionados…

Para seguir leyendo, pinchar enlace

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_de_la_a6_n191_julio_2019/4

‘Meditación y Fe católica’ Dra. Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

Meditación y Fe católica
Si meditar es pensar con profunda atención en algo, y como verbo transitivo, es orar mentalmente sobre algún tema religioso y transcendente , Fátima es el lugar de la reflexión.

Fátima es mundialmente conocida por ser uno de los más importantes centros de peregrinación de la fe católica, tras la aparición de la Virgen María el 13 de Mayo de 1917.La Madre de Jesús eligió este lugar para evocar la importancia de vestir de fe los corazones.

Fátima es el rincón de Portugal conocido por los creyentes católicos por sus milagros. Su magnetismo invita a sus peregrinos al recogimiento interior, y en esa meditación se da contestación a las muchas preguntas que uno se hace sobre la vida que uno lleva y sobre la influencia que está tiene en vidas ajenas.

Compartir vivencias especiales son fuente de unión entre personas, y Fátima ha sido la opción elegida por mí, para en compañía de buenos amigos, visitar su Santuario y redescubrir la importancia de la fe y el poder de la oración, y para poner en orden la conciencia, tomando distancia del mundo ruidoso en el que vivimos, alejados de lo social y cotidiano….

Pinchar enlace para seguir leyendo…

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_n_190/4

 

“El sentir del médico”. Dra. Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

EL SENTIR DEL MEDICO

Con motivo de la celebración del Día de la Medicina de Familia, el 19 de mayo, quiero hacer una confesión “ los médicos también sentimos “.

Desde muy jóvenes  se nos responsabiliza con que ¡Los médicos somos los guardianes de la salud!. La facultad nos forma y nos dota de conocimientos y formación  para ello. Nos enseña a cómo velar, cuidar y vigilar  el bienestar físico y mental de los futuros pacientes. Pero lo que no enseña los muchos años de facultad es el alto coste emocional que va a suponer en los médicos el recibir, explorar, sentir las emociones  de nuestros pacientes, ser espectadores en primera persona junto a su familia de su sufrimiento, miedos,  tormentos o  penurias . Solo el inicio de nuestra labor asistencial nos hace consciente de ello ,noes tarea fácil ni sencilla de asumir. ¡Somos humanos antes que médicos !La enfermedad no solo toca el corazón de los  pacientes, también el de sus médicos. 

Empatizamos con su estado emocional porque son personas  que nos importan.  ¡Ellos son parte de nosotros como nosotros somos parte de ellos! Compartimos su dolor y sufrimiento porque nos hacen  participes de su realidad más intima, inquietudes y temores ,  y porque frente a la aflicción, pesar, padecimiento  y desconsuelo ¡No existe inmunidad emocional! 

La empatía con el enfermo esta ahí y no nos permite abstraernos a su sufrimiento , aunque tengamos en todo momento , los médicos , que actuar y comportarnos prevaleciendo los criterios científicos sobre los emocionales.

Pinchar enlace para seguir leyendo…

“La felicidad, propósito de la existencia humana”. Dra.Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

La felicidad, propósito de la existencia humana

“Entrar en un nuevo año invita a intentar hacer realidad un deseo común en todos nosotros ¡Ser feliz!

“La felicidad es el significado y propósito de  la vida, el fin de la existencia humana” (Aristóteles).  

Vestir de felicidad  nuestro corazón, conseguir la plenitud interior, difundir que la felicidad se busca y se puede encontrar, es mi mensaje para este 2019.

Qué  equivocado es considerar la felicidad como un regalo o un privilegio de algunos afortunados. La felicidad no es una condición innata y consustancial  de una determinada persona. Tampoco es genético. La felicidad se adquiere en el día a día, se lucha por conseguirla y se trabaja para mantenerla. La vida es una carrera de no imposibles y si de obstáculos que hay que ir superando con entusiasmo y esperanza. Hagámoslo investidos de felicidad. 

Percibir la vida como un baile donde hay que aprender a acompasarse con acordes disonantes, esperando poderlo hacer con los valses más armónicos, es lo que permite comprender que no existe  dicha sin conocer el sufrimiento. Dar solución  a lo que causa dolor es lo que nos hace crecer en felicidad. Así pues, interioriza en tu código emocional que para tocar el cielo, hay que pasar unas horas en el infierno. Vestir de felicidad tus días exige pensar lo que deseas, sin evitar lo obligado, aquello que forma parte de tu experiencia diaria, que sin duda tienes que hacer para conseguir ese estado placentero que añoras y deseas. Como bien dice Carnegie “No es lo que tienes o lo que eres o donde estas,  o lo que estás haciendo lo que te hace feliz o infeliz, es lo que piensas”.

Para seguir leyendo, pinche el enlace ….

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_de_la_a6._num_185._enero_201/4

”Un emotivo adiós”. Dra. Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

Un emotivo adiós
Un mensaje conmovedor irrumpía en mi teléfono una fría mañana del mes de noviembre. Una persona, muy querida paciente de nuestra clínica, conocedora de su inminente y próxima partida, del progreso de su enfermedad y de la carencia de soluciones científicas, se despedía con decisión y admirable fortaleza. Nos decía adiós, sobreponiéndose a su dolor. Sus sinceras palabras de agradecimiento por la compañía y apoyo prestado en estos años eran recibidas por nosotras, su personal sanitario, con un hondo pesar y una desgarradora tristeza.
Acompañar a personas significativas, con serenidad y calma, en el trance que acontece entre la vida y la muerte no es una acción fácil para nosotras, los médicos. El valor, la templanza y la dedicación nos desafían si queremos ver satisfecha una de las principales exigencias de nuestra vocación / profesión: contribuir al bienestar físico y psíquico de nuestros pacientes en todas las fases del ciclo vital. Curar/sanar a veces no es posible.
“Una realidad que no se enseña en la facultad de medicina es que un corazón compasivo puede sanar casi todo… las mejores satisfacciones en la vida provienen de abrir el corazón a las personas necesitadas…” (Dra. Elisabeth Kübler-Ross)

Para seguir leyendo , pinche el enlace…

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_de_la_a6_n__184._diciembr_20/4

“Los celos, encaucémoslos”.Dra.Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

Los celos, encaucémoslos

¿Alguna vez te has etiquetado de persona celosa?  

Mi experiencia como psicoterapeuta me lleva hablar de los celos por ser una de las etiquetas más populares en nuestras consultas.

Tomar la decisión  de  hacer  terapia exige a la persona cumplir con un  compromiso,  ser sincero con uno mismo. No siempre es fácil reconocer, verbalizar o desvelar  ante un extraño  la forma en que nos hablamos, cómo nos etiquetamos o interpretamos a nosotros mismos ante situaciones vividas o en la interacción con aquellos que nos rodean.

Descubrir el poder que otorgan las etiquetas, que uno se pone a  mismo, es lo que minimiza el dominio que estas ejercen, es lo que lleva a conocer su coste emocional: beneficio o perjuicio a la hora de conformar la autoestima o autoconcepto, lo que pensamos que somos y a lo mejor no siempre es.

La mayoría de las veces las personas viven el influjo de está emoción como algo negativo y peyorativo, una desacreditación a su marca personal. No ven el beneficio que les aporta el cultivar una actitud, obrar con recelo, para proteger aquello que la persona considera suyo.

Mi propuesta, para que nos sintamos  mejor, es cambiar la forma de percibir y sentir esta emoción. Los celos son inherentes a las personas, forman parte de nuestra esfera emocional, como lo son otras emociones (tristeza, miedo, ira o vergüenza). Todos en algún momento experimentamos celos de que alguien nos arrebate aquello que consideramos nuestro: salud, intimidad, juventud, pareja, familia, amigos, trabajo o cualquier bien material.Sentir celos es algo innato en el reino animal, y no solo propio de las personas o de algunas, y no por el hecho de haber sentido celos alguna vez quiere ello decir que debamos etiquetarnos, o nos etiqueten, como “persona celosa”. Libremos al  pensamiento de la utopía de estar libre de experimentar esta emoción.

Para seguir leyendo , pinche enlace…

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_de_la_a6-_n__183-_noviembre_/4

“Dos inteligencias, conocimiento versus comprensión “. Dra.Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

Dos inteligencias, conocimiento versus comprensión

La RAE en su diccionario de la Lengua Española define inteligencia como la capacidad de entendimiento o comprensión. También y como una segunda acepción le da el significado de “conocimiento”.

Dos inteligencias, la humana y la exhibida por las maquinas, se instauran en nuestro sistema de conocimiento y actuación”. Siendo no obstante atributo exclusivo de la humana la capacidad de entendimiento y comprensión de los demás.

Tecnologías computacionales, con funcionamiento similar al de las personas, llegan al  mercado con intención de quedarse, ser y formar parte del mundo de los humanos. De ahí la importancia de generar una óptima actitud de entendimiento, para un encuentro exitoso, donde el desconocimiento o la mala disposición no nos hagan verla como un rival y si como  un complemento. 

Es en mi condición de médico especialista en el diagnóstico y tratamiento de la psiquis, y no en otra, es en la que voy a volcar mis opiniones acerca de la incidencia de la Inteligencia Artificial en el ánimo, conducta y bienestar de las personas…”

Para seguir leyendo, pincha enlace…

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_de_la_a6-_n__182-_octubre_de/4

“Conductas Aprendidas”. Dra. Elsa Martí Barceló

Columna de gestión emocional de la Dra. Elsa Martí Barceló en el periódico La Voz de la A-6

Conductas Aprendidas

“Hace unos  días, una paciente me comento lo agobiada y triste que se sentía  por la dificultad que tiene su hijo en tener amigos.  Le culpabilizaba por su escasa capacidad para socializar y relacionarse con otras personas. Interpretar su mensaje verbal  me puso  sobre aviso de una necesidad, también en ella, no satisfecha. De forma inconsciente, estaba proyectando en él, su propia incapacidad para crear vínculos de amistad.

La socialización de los menores comienza en la infancia. Es, en este periodo, donde los niños  toman sus primeras decisiones: “ser amigo/a de” y aceptan exigencias impuestas y no elegidas: ” ser hija/ o de”. Una determinación, en general,  influenciada por la actitud  de los padres y principales cuidadores a la hora de relacionarse con  este valor. 

Los más pequeños, configuran la visión de lo qué es y conlleva la amistad  a través del ejemplo de conducta  de aquellas personas que les son significativas  y conforman su realidad más cercana. La actitud o disposición de estas, a la hora de construir vínculos de amistad, ejerce una poderosa influencia sobre ellos. Es la  percepción de la amistad de los más allegados la encargada de configurar y estructurar  miradas infantiles con la creencia  de una realidad exterior confiable o amenazante. Dar dimensión a estos vínculos, potenciarlos y estimularlos,  es lo que nos permite vivir en una cultura de vida donde la amistad es un valor insustituible, “Tener un amigo, es tener un tesoro”. Responsabilidad de nuestros progenitores es iniciarnos en el camino de la amistad. Responsabilidad nuestra es decidir si continuamos o no en ese rumbo. Revisar el grado de satisfacción de nuestras creencias acerca de la amistad, su dimensión emocional, es lo que nos permite un cambio, cambio si estás no nos satisfacen.

Tener amigos enriquece y complementa  a las personas. Permite aprender del intercambio de ideas, de la expresión de opiniones y sentimientos, y sin duda ayuda a valorar  lo que de verdad es importante no solo para uno sino también para los otros. Gracias a ella, contemplamos  un horizonte de vivencias ajenas y de  otros modos de vida que nos hacen revisar, ampliar o reafirmar  el  concepto que tenemos de nosotros mismos, la fotografía interior que todos llevamos dentro reflejo de nuestra valía, y la vida que llevamos.

La felicidad es un estado de ánimo donde la persona se siente plenamente satisfecha al gozar de aquello que desea y al poder disfrutar de aquello bueno que le sucede. Es un estado interno mezcla de nuestra forma de percibir los logros alcanzados, la imagen que tenemos de nosotros mismos y las relaciones con los demás.  Siendo la felicidad el estado que toda persona desea y añora, la buena amistad contribuye de forma sustancial en  proporcionarnos, quietud y bienestar.

La amistad es una relación de afecto recíproco y desinteresado que surge entre  personas por afinidad de intereses e inquietudes, por el trato que nos dispensan, donde se comparten deseos, preocupaciones y estados emocionales de alegría, tristeza o soledad. Un vínculo  fortalecido por valores, lealtades, y agradecimientos recíprocos. Según la etapa en la que se inicie y las  necesidades emocionales que la acompañen la amistad tendrá distintos grados de relevancia en nuestras vidas.

La amistad sale a nuestro encuentro de forma casual.  No sabemos  ni cuándo, ni cómo, pero sí sabemos reconocerla cuando se encuentra. En su rostro se registra confianza, llaneza y sencillez de trato. Su forma de acoger la disparidad o similitud de pensamiento, sin juzgar las distintas actitudes o comportamientos de las personas implícitas en ella facilita  que no pase desapercibida. El caldo de cultivo de la buena amistad es mantenernos en el esfuerzo de entender y hacernos comprender  desde la dedicación y compromiso.  La amistad no solamente surge con quienes tenemos más parecidos o más afinidades en cuanto a pensamientos, creencias, gustos o intereses, también surge entre personas muy dispares, si somos capaces de ponernos en la situación del otro, comprenderle y respetarlo. 

Tener una mala memoria episódica, y desarrollar una importante “capacidad de perdón” es necesario, y hace, sin duda alguna,  que la amistad perdure en el tiempo.”

https://issuu.com/lavozdetorreyhoyo.es/docs/la_voz_n__176-_abril_2018/4